Conectarse

Recuperar mi contraseña

Bookmarking social

Bookmarking social digg  Bookmarking social delicious  Bookmarking social reddit  Bookmarking social stumbleupon  Bookmarking social slashdot  Bookmarking social yahoo  Bookmarking social google  Bookmarking social blogmarks  Bookmarking social live      

Conserva y comparte la dirección de Foro Yenodeblogs en tu sitio de bookmarking social

Conserva y comparte la dirección de en tu sitio de bookmarking social

Flujo RSS


Yahoo! 
MSN 
AOL 



Yo mai mai

Ir abajo

Yo mai mai

Mensaje por yaivi el Dom Dic 06, 2009 6:10 pm

Autor: yaivi
Dirección Post: Yo mai mai



A mis 28 otoños, veo, creo y doy fe de que en mi país hay represión sexual. Hoy, más que nunca, se que la atmósfera cultural tiene un papel decisivo en nuestro comportamiento.

El otro día (como referencia indeterminada en el tiempo), estuve jugando a un juego de blancos. Y digo juego de blancos, porque solo los blancos tienen este espíritu de apertura del alma y de la parte más intima del ser. Un negro jamás, jamás se abriría tanto, porque sabe que si lo hace, los remordimientos le asediaran como las moscas de Eurípides.

El juego en cuestión es el “Mai Mai”, lo que sería un “Nunca Nunca” o un “Jamais Jamais” o un “Never Never”. Se trata de abrirse y confesar cosas que uno ha hecho, actos que uno hizo, mediante afirmación muda que consiste en dar sorbos a la bebida. Por ejemplo uno empieza diciendo: “Yo "mai mai" he fumado”. Y todos los que alguna vez fumaron, tienen que dar un sorbo, como asentimiento mudo de que ellos sí lo hicieron. Un juego que tiene toda la pinta de ser súper divertido, porque la gente bebe y acaba contenta con esa alegría que da el alcohol, y a parte se descubren cosas…Pero como es sabido, con la retorsión del ser humano, el juego del “Mai Mai” siempre deriva hacia el terreno sexual…

Yo nunca, nunca jugaré al “Mai Mai”. Lo jure la primera vez que vi de que iba. Ese juego dejaría boquiabiertos a todos los que poblaron mi infancia y mi juventud. Como buena africana, siempre me quedo de espectadora. Me gusta, porque escucho, analizo, miro…

Estaba con unos amigos de una amiga (ver peculiaridades). Desperezados, ya que era sábado y con ganas de fiesta, vasos en mano, decidieron jugar al Mai Mai. Era un grupo de chicos y chicas, cada cual más guapo que el anterior. Caras de ángeles y jovencitas con piel de mármol, mejillas rojizas, pelo salutífero y labios corintos y carnosos. Vigorosos chicos, no hercúleos, ya salidos de la adolescencia y con una educación refinada. Todos con un futuro prometedor y con la idoneidad que da la buena educación. Chicas con ojos grandes, serios, tranquilos y llenos de candor.El juego empezó tanteando varios terrenos, como tímido hasta que empezó a salir de todo…

Algunos habían hecho sexo anal, otros habían hecho tríos, unos habían hecho el amor en los baños de un súper mercado, otros en los de la universidad y otros en los de una discoteca o de una casa ajena. Unos en un ascensor. Otros lo habían hecho con más de uno del grupo. Lo habían hecho con otros, teniendo pareja. Más de uno lo había hecho mirándose al espejo. Lo habían hecho con desconocido, maduritos, yogurines, habían compartido amantes. Todos habían usado juguetes sexuales. Se habían tocado mirando la foto de alguien de allí. Unos se habían dejado meter mano por desconocidos, otros se habían ido con profesionales. Hasta había gente que había hecho sexo sado. Otros habían mantenido relaciones interraciales, chinos, negros, beiges, marrones… lo habían hecho con el vecino de arriba, el de abajo. Unos habían sido pillados, otros se habían gravado. Lo habían hecho sabiendo que les estaban mirando…

Y yo me quede atónita.

Primero porque dijesen lo que dijeran yo no lo había probado, ni lo había hecho, ni lo había experimentado. La represión…

Y por otra parte, porque no entendía como admitían todo, unos a otros, sin pudor, sin recatamiento. Yo “mai mai” explicaría algo así en público. Encima se presuponía que eran secretos. ¿Cuál es la finalidad de este juego? ¿emborracharse? ¿saber cosas intimas de los demás?¿Dónde están los valores morales? ¿Vale la pena exponer tu vida intima por unos sorbos, en un país en el que puedes beber lo que te de la gana? Vale que te enteras de los secretos de los otros, pero ellos también se enteran de los tuyos. A menos que mientas, claro. Pero los blancos nunca mienten. Y sobre impulsados por el compromiso, se niegan a si mismos el “ahorrar la verdad”.

¡Que diferencia! Cuando en África, no se confiesan ni los besos... Su galbana frente a estos temas me dejó un poco estupefacta. ¿Qué gano confesando que me gusta mi vecino? ¿Qué gano diciendo que he tenido un amante o varias de las cosas que dijeron aquel día?

Me hubiera gustado ver la cara que pondría la monja-sister, directora, profesora, registradora, castigadora poco piadosa y rancia que teníamos allí en el instituto si hubiera estado con nosotros este día.
Un “Mai Mai” africano iría dirigido hacia el terreno más cotilla del ser. Saber que piensa tal de tal, rollo, “Yo mai mai he hablado mal de nadie de aquí…”. ¡Jejeje! Y aún así, la gente no se prestaría.

Me chocó. Pero después lo entendí. Entendí que era una muestra de confianza que se tenían entre ellos. Se querían y confiaban en ellos mismos y en sus amigos. Les daba igual lo que se podría pensar de ellos. I a parte porque tampoco era nada malo y forma parte del ser humano. Cada uno es libre de vivir sus aventuras y cuando más placenteras, mejor. El día siguiente, como buenos blancos, ya se habrán olvidado de todo.

Lo entendí, y me sentí contenta de ver que una vez más, mi mente de negra se había abierto un poco más. ¡Dios! ¡Que cosas! ¡Esto si ¡ Yo jamás, jamás jugaría al Mai Mai.

Altamente recomendable no jugar.


yaivi
Empezando
Empezando

Mensajes : 4

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.